Terapia de pareja

Está comprobado que existe una estrecha relación entre las desavenencias en las relaciones sentimentales y los trastornos del estado de ánimo, los de ansiedad y los sexuales.

Estos conflictos llegan a afectar a la autoimagen de ambos. No resulta sencillo mantener una autoimagen positiva si la relación es conflictiva, por lo tanto, que afecta a nivel individual es más que evidente. Es por esa razón, que dentro de la terapia de pareja, además de mantener sesiones con los dos, también se trabaja a nivel individual.

En general, el concepto de conflicto en la pareja, se podría definir como un estado de insatisfacción a nivel individual asociado a la relación que conlleva problemas de comunicación, de intercambio de conductas no adecuadas, entre otros.

Por lo tanto, el objetivo de la terapia será ayudaros a mejorar el nivel de satisfacción dentro de vuestra relación, mejorando la forma de comunicaros y ayudando a modificar vuestras cogniciones y ofreciéndoos estrategias para:

  • Potenciar el intercambio positivo.
  • Manejar la continua aparición de momentos de mal humor y hostilidad fruto de una relación deteriorada en la mayoría de los casos.
  • Introducir cambios en el estilo comunicacional de ambos.
  • Aprender a expresar sentimientos negativos de manera positiva.
  • Resolver problemas.

En algún momento de la relación de pareja surgen crisis que pueden tener solución con la ayuda adecuada. En terapia, antes de centrarnos en el problema en sí o en conseguir algún tipo de cambio se intentará como objetivo principal (al menos en las primeras sesiones), lograr un ambiente positivo y de comunicación entre los dos para ir creando la atmósfera adecuada que irá dando paso a cambios más profundos en las siguientes sesiones que tengamos.